Hasta ahora, toda nuestra estrategia para construir portafolios de inversión ha estado basada en una suposición implícita: es muy difícil escoger activos específicos que tengan mayor rendimiento que el mercado.

¿Qué quiero decir con esto? Bueno, si recuerdas en el capítulo de Clases de Activos, los fondos de inversión pasivos no escogen los activos en los que invierten, sino que sólo invierten en los más representativos. Por ejemplo, un fondo de inversión pasivo de acciones en Estados Unidos puede invertir en las 500 acciones más grandes de ese país.

Cuando digo que es muy difícil escoger activos específicos que tengan mayor rendimiento que el mercado, me refiero a que si tú escogieras acciones en Estados Unidos porque tú crees que les va a ir muy bien, lo más común es que te vaya igual o peor que ese fondo pasivo que describimos en el párrafo anterior.

De hecho, esta es una conclusión muy bien documentada. Si tomamos a los administradores de fondos activos como grupo, entonces en promedio tienen rendimientos más bajos que los fondos pasivos. En gran parte esto se debe a que los cobros que hacen los fondos activos son mucho más altos que los de los pasivos, y no compensan con rendimiento adicional.

Para que te des una idea, Warren Buffett es considerado uno de los mejores inversionistas de toda la historia. Él sí ha logrado tener rendimientos más altos que el mercado escogiendo acciones específicas, pero está tan convencido de que la mayoría de las personas no pueden hacerlo que hizo una apuesta de $1 millón de dólares. En ésta apostó que ningún administrador de fondos activos iba a tener rendimientos superiores a un fondo pasivo de acciones en Estados Unidos (SPY) durante un periodo de 10 años.

Para empezar, nadie se estaba animando a apostar. Después de un rato hubo un administrador que sí lo hizo, y este año (2018) se cumplió el plazo de la apuesta. ¿El resultado? Efectivamente, el rendimiento que tuvo este administrador de fondos, con muchos diferentes analistas y enormes recursos para analizar inversiones, fue menor que el fondo pasivo.

El mensaje para ti es éste: si no quieres seleccionar inversiones de manera activa, entonces está perfecto, probablemente termines con rendimientos mayores al usar fondos pasivos, porque ni siquiera los profesionales logran ganarles en promedio. Si no te puedes contener y de todas maneras quieres intentarlo, entonces en este capítulo te mostraré algunos métodos que se pueden utilizar.

Clasificación de métodos de selección de activos

Las personas que intentan seleccionar activos superiores lo hacen con distintos métodos. Aquí tienes una breve explicación de cada uno, y después entraremos en más detalle en cómo se implementa uno de ellos:

  • Análisis técnico: este tipo de análisis consiste en comprar y vender instrumentos de acuerdo a los movimientos pasados de sus precios o rendimientos. Hay una gran multitud de diferentes indicadores técnicas, pero para que tengas una idea, un ejemplo es el promedio móvil. Se podría decidir comprar acciones que tengan un promedio móvil de rendimientos de 20 días mayores al promedio móvil de 250 días (no uses esta regla, la acabo de inventar para ejemplificar). La suposición en esta categoría es que los precios o rendimientos en el pasado pueden predecir los precios o rendimientos en el futuro.
  • Análisis fundamental: se basa en el análisis de indicadores financieros propios del negocio emisor del instrumento. Por ejemplo, si fuera una acción podrías analizar los márgenes del negocio, el crecimiento de sus ventas, su ventaja competitiva, rotación de inventarios, etc. Aquí se supone que un negocio superior debería tener rendimientos futuros superiores.
  • Valuación: cada instrumento financiero o inversión debe tener un valor, que se basa en cuánto efectivo podrás sacar de ese instrumento durante toda su vida y el riesgo que corres. Lo que se supone aquí es que la valuación o valor de un activo puede ser diferente que el precio en el que se puede adquirir, de tal manera que si el precio es más bajo que el valor, eventualmente la brecha se va a cerrar y el inversionista obtendrá un rendimiento más alto de lo normal.
  • Reglas sistemáticas: las reglas sistemáticas o factores son una combinación de las clasificaciones anteriores en cuanto a técnicas. La gran diferencia es que las reglas se implementan de manera objetiva, se imponen condiciones cuantitativas que deben ser cumplidas para invertir, mientras que en las clasificaciones anteriores el juicio humano juega un papel muy importante en la implementación. Éste es el método mejor documentado y probado en las investigaciones académicas y es el que podríamos recomendar en caso de querer participar en la selección activa de inversiones.

Reglas sistemáticas de selección de activos

Existen muchas reglas sistemáticas de selección de activos que han mostrado tener rendimientos mayores que el mercado, sin embargo son unas cuantas solamente las que han mostrado ser resilientes, tenemos buenas teorías de por qué existen y creemos que seguirán existiendo en el futuro.

Market Beta

¿En qué consiste?

Este factor de rendimientos de alguna manera ya lo conoces, porque es uno al que ya tienes exposición con un portafolio común. Market beta describe el diferencial que hay en rendimientos entre activos con bajo riesgo (bonos) y activos de alto riesgo (acciones, bienes raíces). Simplemente por tener una exposición a activos de alto riesgo, en promedio deberías tener rendimientos más altos.

¿Por qué existe?

Market beta existe por una razón muy sencilla: mayor riesgo. Consideremos lo siguiente. Las inversiones en los mercados se compran y venden, y eso a su vez hace que sus precios cambien así como los rendimientos que se esperan en el futuro.

Por ejemplo, si tienes una inversión que esperas que te pague intereses de $10 al año y tú pagaste (invertiste) $100 por eso, entonces esperas tener un rendimiento de 10%, porque $10 / $100 = 10%. Sin embargo, si el día de mañana el precio cambia y ese mismo instrumento lo puedes adquirir por $200, entonces el rendimiento esperado ha cambiado, se fue a $10 / $200 = 5%. ¿Ves cómo existe una relación entre precio y rendimiento?

Bueno, piensa que ese tipo de operación está ocurriendo todos los días. Si por un momento un instrumento de alto riesgo tuviera un rendimiento esperado de 5%, y uno de bajo riesgo también, entonces nadie querría invertir en el de alto riesgo, ¿verdad? ¿Por qué invertirías en alto riesgo si pudieras tener el mismo rendimiento con bajo riesgo? No lo harías.

Ése pensamiento haría que nadie estuviera dispuesto a invertir en el instrumento de alto riesgo, haciendo que su precio necesariamente bajara, y que su rendimiento esperado subiera. Por eso market beta existe y se asegura de que en promedio en alto riesgo obtengas mayores rendimientos que en bajo riesgo.

¿Cómo lo puedo implementar?

¡Ya lo estás haciendo! Con inversión en activos de alto riesgo tienes exposición a market beta.

Momentum

¿En qué consiste?

Este factor lo conociste en el capítulo de distribución estratégica de activos. Lo que dice esta regla es que a los activos que les ha ido bien en el pasado les seguirá yendo bien en el futuro, en el corto plazo.

Técnicamente, el factor se define como activos que tengan los rendimientos acumulados más altos en los últimos 12 meses.

¿Por qué existe?

El factor momentum existe por dos sesgos psicológicos que tienen los seres humanos.

  1. Damos mayor peso a la información reciente. Los psicólogos han encontrado que como personas tenemos la tendencia a dar más importancia a información reciente. Esto quiere decir que cuando a una empresa le está yendo bien o que está creciendo mucho, asumimos que esto que acaba de ocurrir seguirá ocurriendo. Por lo mismo, los inversionistas apuestan “de más” a que los ganadores seguirán ganando, y el resultado es rendimientos altos en este factor.
  2. Demora en el procesamiento de información. La otra explicación de por qué existe el factor tiene que ver con que cuando las compañías publican su información, los inversionistas no la pueden procesar de inmediato. ¡Simplemente es mucha información! Por lo mismo, la información, sea positiva o negativa, se va incorporando poco a poco al mercado, haciendo que los movimientos en precios sean graduales, y que los ganadores sigan ganando.

Tienes que saber que no todo es color de rosa. El factor momentum tiene rendimientos más altos, esto es cierto, sin embargo también tiene una tendencia a experimentar rendimientos negativos fuertes de vez en vez. Esto significa que podrías estar corriendo riesgo adicional al invertir en este factor, y que por eso eres recompensado con rendimientos mayores en promedio.

¿Cómo lo puedo implementar?

La manera más recomendable y conservadora de hacerlo es utilizando el método que expliqué en el capítulo de Distribución Estratégica de Activos. Al hacerlo de esa manera no te vas al extremo, porque si te fijas aún cuando el factor momentum predice diferencias grandes en rendimientos entre activos, los cambios en distribución que hacemos no son tan grandes. Por lo mismo, sueles obtener un poco del beneficio mientras que controlas ampliamente el posible riesgo adicional.

Si lo quisieras implementar de otra manera, entonces se haría así:

  1. Buscar una lista de todos los instrumentos en la clase o subclase que estás analizando.
  2. Calcular sus rendimientos en los últimos 12 meses.
  3. Invertir sólo en los que tengan rendimientos más altos.

Más adelante en este capítulo te mostraré una manera más de implementar todos los factores.

Value

¿En qué consiste?

El factor value consiste en invertir activos que tengan un precio bajo en relación al efectivo que da. Por ejemplo, en acciones podrías seleccionar las que tengan mayor porcentaje de dividendos en relación al precio, mientras que en bonos la métrica podría ser cupón entre precio.

¿Por qué existe?

Hay dos explicaciones, una de comportamiento humano y otra de riesgo adicional.

La de comportamiento es que, dado que le damos mayor peso a la información reciente, muchas veces sobrerreaccionamos ante las noticias. Por ejemplo, si a la empresa le ha estado yendo mal, asumimos que así va a ser siempre. Y aún cuando tal vez sí le va mal, le va menos mal de lo que anticipábamos. Esto quiere decir que el precio estaba más bajo de lo que debía estar, y por lo tanto el rendimiento en el futuro fue más alto.

La explicación de riesgo es que las empresas en las que se invierten con estas métricas suelen tener más problemas financieros que las otras. Hay una mayor probabilidad de que quiebren o que no paguen sus deudas, entonces el rendimiento mayor es compensación por ese riesgo adicional que estamos corriendo al invertir en esos instrumentos como grupo.

¿Cómo lo puedo implementar?

  1. Hacer una lista de todos los instrumentos en la clase o subclase que estamos considerando.
  2. Acomodarlos de mayor a menor con una métrica de valor (acciones: dividendo / precio o utilidades / precio; bonos: cupón / precio; current yield).
  3. Eliminar los casos extremos, porque suelen tener mucho riesgo de pérdida.
  4. Invertir en los más altos de los que quedan.

Size

¿En qué consiste?

Las compañías pequeñas, como grupo, suelen dar rendimientos mayores que las empresas grandes.

¿Por qué existe?

El effecto “size” se debe a dos situaciones:

  1. El riesgo de invertir en compañías pequeñas suele ser mayor, dado que su futuro es más incierto. Tienden a tener menos productos, depender de unos cuantos clientes y contar con menos recursos que las empresas grandes.
  2. Los inversionistas grandes no pueden invertir en las compañías pequeñas. Dado que manejan cantidades muy grandes de dinero, invertir en compañías pequeñas se hace complicado porque básicamente tendrían que comprar toda la empresa. Al estar fuera los inversionistas grandes, que suelen ser más sofisticados, los precios de las compañías pequeñas no reflejan toda la información que hay en el mercado.

¿Cómo lo puedo implementar?

  1. Acomodar los instrumentos disponibles por capitalización de mercado (véase la nota de concepto abajo).
  2. Invertir en los instrumentos más pequeños.

CONCEPTO: la capitalización de mercado consiste en el valor total del instrumento. Se calculo como: precio x instrumentos en circulación. El valor calculado lo puedes encontrar en sitios financieros como Yahoo Finance y Morningstar.

Quality

¿En qué consiste?

Las compañías de mayor calidad tienen rendimientos superiores que las demás. La “calidad” se juzgaría por las siguientes métricas: baja volatilidad en sus utilidades, márgenes altos, alta eficiencia en el uso de sus activos, poco apalancamiento financiero y poco apalancamiento operativo.

¿Por qué existe?

Los investigadores académicas han encontrado que los inversionistas sistemáticamente esperan que las empresas de alta calidad se vuelvan promedio más rápido de lo que realmente ocurre, y esperan que las empresas de baja calidad se vuelvan promedio también más rápido que la realidad.

Esto ocasiona que haya una diferencia en precios y por lo tanto rendimientos futuros.

¿Cómo lo puedo implementar?

Al igual que los factores anteriores, se tendría que realizar un filtro con las métricas explicadas anteriormente, e invertir en los instrumentos que sean de “alta calidad”.

Term

¿En qué consiste?

Este factor aplica para bonos, y dice que los bonos que vencen a mayor plazo tienen rendimientos mayores que los bonos de menor plazo.

¿Por qué existe?

Entre mayor plazo existe para el vencimiento de un bono, mayor es la incertidumbre de lo que sucederá con la economía y el emisor del bono. Por lo mismo, mayor plazo representa mayor riesgo, y es recompensado con mayor rendimiento.

¿Cómo lo puedo implementar?

En tu exposición a bonos, asegúrate de tener una mezcla de plazos de vencimiento. Corto plazo son aquéllos de 1 año o menos, mediano plazo es hasta 5 años y más de 5 años se convierte en largo plazo.

Cómo incorporar reglas sistemáticas en tu portafolio

Ya conoces los diferentes factores que existen para tener rendimientos más altos en tu portafolio. También tienes una idea general de cómo implementar cada uno de manera individual. Ahora veremos distintas maneras de implementarlos como conjunto en tu portafolio.

¿Cuál es el ideal?

Si pensáramos en el portafolio perfecto, entonces estaría totalmente diversificado en clases de activos y regiones geográficas. Además, podríamos escoger los instrumentos específicos para cada país e incluiríamos una porción para cada factor que vimos en este capítulo.

Pero recordarás que entre más detallado sea nuestro portafolio, más dinero necesitamos tener por los costos de transacción. El costo de transacción de un fondo o de un instrumento individual suele ser el mismo. Entonces muchas veces tendríamos que escoger entre gastar una comisión en un fondo que ya tiene muchos instrumentos, o en muchas comisiones en los instrumentos específicos que nosotros queremos.

Por esta razón, para ejecutar el portafolio ideal, necesitaríamos muchos millones de pesos en nuestro portafolio.

La alternativa de usar fondos de factores

Una alternativa que tenemos es utilizar fondos hechos con los factores que vimos en este capítulo. Por ejemplo, tener un fondo de acciones de Europa con el factor value, otro con size, otro con quality, etc. Ese portafolio ideal se acercaría a algo así:

Si te fijas, tenemos diversificación geográfica y también de clases de activos, y en cada parte utilizamos fondos de inversión que explotan los factores de rendimiento. Este portafolio está cerca del ideal que buscamos, sin embargo sigue teniendo barreras:

  1. Tenemos muchas inversiones distintas. Esto ocasiona que los costos de transacción se eleven, por lo que para que valga la pena tener este portafolio necesitaríamos una inversión total en el portafolio muy grande. Seguramente no menos de $10 millones de pesos, dependiendo de los costos en tu cuenta de inversión.
  2. Falta de disponibilidad. Aún si tuviéramos el dinero suficiente para ejecutar el portafolio, en muchos casos los fondos de inversión de factores para regiones geográficas y clases de activos específicas… ¡no existen! Así es, no podemos encontrarlos. Entonces tendríamos que hacerlo nosotros manualmente, y eso significa que ya no necesitaríamos $10 millones de pesos, sino varios cientos de millones.

¿Entonces qué deberíamos hacer?

Principios de construcción del portafolio

Te compartí el portafolio ideal en la parte de arriba para que podamos obtener algunos principios concretos para su construcción. Y del ideal nos podremos mover hacia lo que es factible y óptimo para ti.

  1. Comienza con tu distribución de activos, siguiendo el capítulo de “clases de activos”.
  2. Luego separa en regiones geográficas, siguiendo el proceso del capítulo de “diversificación geográfica”.
  3. Los factores agrúpalos en las divisiones más específicas del portafolio, considerando el número de fondos en tu evaluación de costo.
  4. El factor momentum ejecútalo con el método del capítulo “división estratégica de activos”.
  5. Simplifica con los fondos de inversión disponibles.

Ejemplo de construcción

Soy un inversionista con perfil de riesgo moderado y $500,000 MXN en capital total para invertir. Vamos a realizar mi portafolio para poder explotar los factores y ejemplificar las decisiones reales que tenemos que tomar.

De acuerdo a los principios, primero debo decidir mi distribución de activos. Dado que ya evalué mi perfil de riesgo como “moderado”, voy a invertir 40% en bajo riesgo y 60% en alto riesgo, llegando a lo siguiente:

  • Bonos (40%) – $200,000 MXN
  • Acciones (60%) – $300,000 MXN

Ahora, voy a hacer mi diversificación geográfica, evaluando en cada paso si me conviene dividir en porciones más específicas cada área de mi portafolio o no. Asumo un costo de transacción de $30 MXN. Y llego a la siguiente distribución objetivo:

  • Bonos (40%)
    • Desarrollados (70%)
      • América (33%) – $46,666 MXN
      • EMEA (33%) – $46,666 MXN
      • Asia (33%) – $46,666 MXN
    • Emergentes (30%)
      • América (33%) – $20,000 MXN
      • EMEA (33%) – $20,000 MXN
      • Asia (33%) – $20,000 MXN
  • Acciones (60%)
    • Desarrollados (60%)
      • América (33%) – $60,000 MXN
      • EMEA (33%) – $60,000 MXN
      • Asia (33%) – $60,000 MXN
    • Emergentes (40%)
      • América (33%) – $40,000 MXN
      • EMEA (33%) – $40,000 MXN
      • Asia (33%) – $40,000 MXN

Ahora, para cada asignación que tenemos en este momento, tenemos que evaluar si nos conviene dividirla en fondos de factores de acuerdo al costo por transacción, y también debemos revisar si existen los fondos que necesitamos.

Para ejemplificar, voy a hacer el ejercicio con acciones emergentes y con bonos desarrollados.

Acciones emergentes

En la porción de acciones emergentes tenemos 3 fondos regionales, cada uno con $40,000 MXN de inversión. Si quisiéramos dividir en fondos de factores necesitaríamos cuatro fondos de $10,000 MXN en cada región.

El costo incremental de hacer eso sería de 3x$30 = $90 en costos de transacción. Como porcentaje de cada fondo regional equivaldría a $90 / $40,000 = 0.23%. Por invertir en factores, esperamos un rendimiento incremental de por lo menos 1%, por lo que sí conviene hacer la subdivisión.

Así que necesitamos tener fondos de cada estilo en cada región. Voy a la base de datos de fondos: http://etfdb.com/screener/.

  • Para América Emergente sólo encontré un fondo con exposición general, es decir, factor beta. No hay fondos de los otros factores.
  • Para EMEA Emergente en general no encontré un solo fondo que lo cubra. Hay fondos separados para Rusia, Polonia y Turquía. Sin embargo, son fondos de factor beta, así que no podríamos invertir en los diferentes factores en esta región.

Para este punto creo que algo es claro: no hay fondos que nos permitan invertir con esta división tan específica en los distintos factores. Voy a explorar la posibilidad de fondos que inviertan en todas las regiones emergentes utilizando los distintos factores.

  • Beta: encontré el fondo VWO que cubre nuestro requisito perfectamente. El único inconveniente es que usa pesos de mercado, y nos gustaría usar pesos iguales en las distintas regiones, pero ya vimos arriba que no existen los fondos necesarios.
  • Value: el fondo DEM invierta en acciones en mercados emergentes con alto dividend yield. Si bien no es mi métrica preferida, sigue siendo una manera de obtener exposición al factor value.
  • Size: para este factor encontré el fondo DGS, que invierte en acciones pequeñas dentro de mercados emergentes.
  • Quality: no encontré un fondo con este factor.

Si sacrificamos nuestros pesos iguales y nos vamos por pesos de mercado, entonces sí podemos encontrar fondos de factores que invierten en mercados emergentes.

Bonos desarrollados

En la parte de bonos, podríamos dividir entre tipos: gubernamentales, corporativos y bancarios; y posteriormente entre plazos: corto, mediano y largo plazo. Cada región tiene $46,666 MXN de inversión, por lo que estas divisiones nos darían como resultado 9 instrumentos diferentes, y los costos serían demasiado altos.

Vamos a considerar entonces, tener sólo tres instrumentos. Ya sea un fondo por cada tipo y plazos mezclados, o un fondo por cada plazo y tipos mezclados. Al buscar los fondos con estas divisiones, no puedo encontrar fondos por plazos para EMEA y Asia, tampoco con plazos mezclados para cada región. Lo que pude encontrar fue una división entre desarrollados Estados Unidos y desarrollados Internacional.

Podría quedar de la siguiente manera:

  • Desarrollados (60%)
    • América (33%)
      • Corto plazo – Fondo: BSV / $20,000 MXN
      • Mediano plazo – Fondo: BIV / $20,000 MXN
      • Largo plazo – Fondo: BLV / $20,000 MXN
    • EMEA y Asia (66%) – Fondo: BNDX / $120,000 MXN

Estos ejemplos te ayudan a ver cómo en la práctica necesitamos tomar decisiones imperfectas desde el punto de vista teórico, sin embargo siguen siendo decisiones muy buenas en cuanto a nuestro objetivo de maximizar el rendimiento por el riesgo que corremos.

Portafolio final

Siguiendo el proceso anterior con todas las subdivisiones de nuestro portafolio, llego a esta distribución óptima ejecutable. Lo único que faltaría, sería cambiar los pesos del portafolio con base en lo aprendido en la sección de “distribución estratégica de activos”.

Siguiente sección.